miércoles, 4 de julio de 2012

Renacimiento


La tragedia aumenta con virulencia y termina súbitamente.
Entonces, la jefa de la tribu, Iyoraja, se dirige a las mujeres del mercado,
que entonan una elegía sin dejar de mover sus cuerpos:
"olvidémonos que los que ya han muerto, incluso de los vivos.
Que vuestro corazón esté solamente con aquellos que todavía no han nacido"

Fragmentado citado de la obra La muerte y el caballero del rey,
en el libro El renacimiento de Kenzaburo Oé


No quiero dejar a un lado el término que titula la novela, por eso haré un breve recorrido por su significado en ella. El renacimiento es un tema importante en el desarrollo de la novela, ya que a pesar que la trama es increíblemente amplia, densa, sustanciosa y aunque la idea siempre estuvo flotando a lo largo de la narración por los casettes grabados de Goro y su constante presencia, es en la última parte donde se aterriza este planteamiento.

Las mujeres del libro piensan en crear a un ser igual que Goro, su hermana por ejemplo tiene la idea de volver a construir a su hermano, ya que según ella después de la noche de Masuyama Goro no volvió a ser el mismo de antes; más tarde aparece Ura con la misma idea, crear a Goro nuevamente, con su bebé, pero es sorpresivo para el lector enterarse que esta idea inicial la leyó en un articulo conmovedor que realizó Kogito en su estancia en Berlín:

Cuenta la historia de que en su niñez había ido al bosque a jugar con una enciclopedia identificando los arboles que tenía alrededor, le dio un ataque de fiebre y sólo fue encontrado por los bomberos dos días después. Un médico que venía desde muy lejos habló con su mamá diciéndole que había hecho todo lo posible pero que no lo podía salvar, pero ella no se rindió siguió cuidándolo hasta que una noche que despertó él le preguntó:

-                    Mamá ¿Voy a morir?
-                    Creo que no vas a morir. No quiero que te mueras.
-                    El médico ha dicho que iba a morir, y que ya no había manera de salvarme. Lo he oído. Creo que voy a morir.
Mi madre hizo una breve pausa.
-                    Si te mueres, yo te volveré a parir, así que no te preocupes – Dijo tras un silencio
-                    Pero el niño que nacerá no seré yo, porque voy a morir ¿no?
-                    Si, serás tu -insistió mi madre- Yo le contaré a tu nuevo yo todo lo que has visto, oído, leído y hecho. Entonces, tu nuevo yo conocerá las palabras que tú sabes ahora de modo que seréis iguales en todo.

Al igual que la mamá del protagonista de la narración de Kogito, esta fue la idea inicial que tuvo la hermana de Goro cuando dio a luz a Akary, quería recuperar lo que había perdido de él, por supuesto el niño que nació marcó indiscutiblemente que su paso por la vida iba a ser muy diferente que el de su tío, terminó dedicándose a la producción de un arte a pesar de su discapacidad y a su manera encontró como expresar su visión del mundo, pero no fue lo que Chikachi soñaba y tampoco se parecía a Goro.

Siguiendo con la historia del artículo, al día siguiente  el niño empezó a mejorar y al poco tiempo pudo volver a la escuela, hasta que un día, se puso a pensar:

¿Y si yo fuera el nuevo niño a quien mi mamá dio a luz cuando murió el niño que tenía fiebre? Quizás me contaron todo lo que él niño muerto  había visto, oído, leído y hecho, y ahora me parece que sus recuerdos me pertenecen. A lo mejor he heredado las palabras del niño que murió y gracias a ellas puedo pensar y hablar de esta manera. ¿Todos los niños que están en el aula  y en el campo de deportes ahora están viviendo en lugar de aquellos que murieron sin llegar a ser mayores porque les han contado lo que esos niños habían visto, oído leído y hecho? Todos nosotros hemos heredado las mismas palabras.

Quizás fueron estas palabras que hicieron cambiar de opinión a Ura la joven amante de Goro en Berlín, ella aparece en la casa de Chikachi pidiendo ayuda, pues mucho después del suicidio de Goro, queda embarazada de un hombre muy parecido a él, ella sólo se involucró con él por dicho parecido, inicialmente tuvo la idea de abortar y sus padres la apoyaron, pero en el camino se tropezó con este articulo que escribió Goro y cambió su percepción del tema y decidió tenerlo. Se refugió entonces en Chikachi quien decidió apoyarla incondicionalmente.

Por lo anterior considero que esta idea que atraviesa en la mente de todos los personajes de la novela, incluyendo a Goro que se suicida y que deja su descendencia a partir de su trabajo artístico y formas de comunicarse con el presente al que ya no pertenece, es el renacimiento, palabra que significa: “Hecho de volver a nacer o a tomar fuerzas o energía.”


Notas:
http://www.wordreference.com/definicion/renacimiento

No hay comentarios:

Publicar un comentario